Papa Francisco obligado a ser un reformador

CagP227VAAAsIei
Obligado a ser un reformador
Revista Siempre!
Por Irma Ortiz /06 feb 2016

Entrevista a Bernardo Barranco | Sociólogo de las religiones

logo

Exclusiva Siempre!

El papa Francisco, en una reunión con los poderosos miembros de la curia romana —en diciembre de 2014— les advirtió de las enfermedades que debilitan la salud del Vaticano y de sus posibles remedios. Enfermedades que, dijo, van desde el alzhéimer espiritual —la pérdida de la memoria con Dios—, sentirse inmortales e indispensables, así como la mundanidad, el exhibicionismo, la vanagloria y la acumulación de bienes materiales. Una curia que no hace autocrítica, que no se actualiza y que no trata de mejorar, es un cuerpo enfermo, aseguró. Ésta es una crítica que el papa mantiene y que busca poner remedio a la tergiversación de las obligaciones cristianas no solo en Roma sino en todo el mundo cristiano.

En contraste, luego de leerles la cartilla, el Papa se reunió con los trabajadores del Vaticano a quienes en un tono muy distinto les pidió perdón. “Quiero pedirles perdón por mis errores y los de mis colaboradores y también por algunos escándalos que han hecho tanto daño. Perdónenme”.

Estos hechos retratan a Francisco, un pontífice muy distinto de los que han desfilado por el Vaticano. Un papa que por sus orígenes religiosos y su visión de una América Latina donde prevalece la pobreza y la desigualdad es genéticamente distinto.

“Un papa de los pobres”, cuya visita a México, a partir del próximo 12 de febrero, ha puesto nerviosos no sólo a los grupos de poder sino a la jerarquía católica mexicana porque se esperan planteamientos de fondo, serios, sobre lo que él percibe en esta lógica de justicia social, de exclusión, como señala en entrevista exclusiva para Siempre! el sociólogo Bernardo Barranco, especialista en religiones.

El pontífice que llegó del sur

El papa Francisco es un jerarca eclesiástico distinto por su formación religiosa y ser latinoamericano.

Es un papa que viene del sur y por tanto tiene otra sensibilidad a lo que ha predominado en los últimos siglos en la Iglesia católica. Juan Pablo II tenía una sensibilidad este-oeste eran los problemas entre el mundo, el capitalismo-socialismo; Benedicto XVI fue un papa eurocéntrico, muy preocupado por la secularización en Europa.

En cambio, Francisco viene de contextos de desigualdad donde no hay justicia social, hay exclusión y esto lo marca como pontífice. Una de las grandes agendas que ha desarrollado es pedirle a la Iglesia que no se obsesione con su agenda moral. ¿Cuál es esa agenda?, una vez que cayó el comunismo fue enfocar las baterías a temas morales como el aborto, la biogenética, los homosexuales, las nuevas familias.

Francisco dice, no voy a cambiar esta agenda, la mantengo como parte del patrimonio de la Iglesia, pero recuperemos o acentuemos la agenda social; ¿qué significa?, la opción por los pobres, una Iglesia que lucha por los derechos humanos, que promueve la justicia social, que tiene una gran sensibilidad por los excluidos, migrantes, ancianos, jóvenes sin trabajo y mujeres, entre otros.

¿Algún día veremos un cardenal mexicano transportámdose cotdianamente por el metro? Bergglio lo hacía en Bueno Aires

¿Algún día veremos un cardenal mexicano transportándose cotidianamente por el metro? Bergoglio lo hacía en Bueno Aires

¿Una visión cercana a la teología de la liberación?

Hay una polémica, el problema es que mucha gente confunde teología de la liberación con marxismo, y es un error. La teología más que un discurso intelectual o planteamientos especulativos en América Latina significa un vasto movimiento sociorreligioso. Tan sólo en Brasil existen actualmente más de 100 mil comunidades de base y en muchos países se dio esta manera de percibir la fe desde un compromiso social, que se da de manera heterogénea a partir del Concilio Vaticano II, a partir de la Gadium et spes —Fines del Bien Común—, un documento del Concilio que se traduce en el Consejo Episcopal de Medellín, y la última en Aparecida, Brasil, en 2007, esta opción sigue siendo central en la vida de la Iglesia.

Francisco es parte de esa generación de actores religiosos que enfrentan una nueva manera de vivir la fe a partir del Concilio, de un compromiso social con los pobres, ahí por donde pasa el corazón del mensaje cristiano. Pertenece a una de las parientes, digamos, populares de la teología de la liberación, la teología del pueblo, donde no se habla de clases, se habla de pueblo como categoría de unidad muy vinculada a las discusiones del periodo de Argentina sobre el peronismo, sobre el populismo. En todo caso, como decía Leonardo Boff —teólogo y sacerdote franciscano— ésta es una pregunta irrelevante en el sentido de que lo de menos es el nombre, lo importante es que es un papa sensible al tema de la pobreza y sus acciones van en el sentido de promover la solución.

Habla para ser entendido

El manejo y mensaje del papa Francisco ¿está llegando a la clase política?

El Papa tiene una virtud, tiene una capacidad comunicativa directa, habla de una manera sencilla para que le entiendan sus interlocutores, principalmente la gente común y corriente. No es un sofisticado como Benedicto XVI, que había que traducirlo, interpretarlo, saber hermenéutica; Francisco es directo y eso hace que incida su estilo austero en la nueva manera de ser papa. No sólo es lo que dice, sino lo que hace, lo que testimonia. Su manejo es sencillo como cualquier ser humano, que no se compra lentes nuevos si todavía le sirve el armazón, que no usa zapatos rojos sino sus viejos zapatos negros maltratados por el tiempo con plantillas —tiene el pie plano—, por eso camina medio raro y eso le ha dado una enorme credibilidad y autoridad moral en sus planteamientos.

¿Se le puede considerar un reformador?

Está obligado a ser un reformador. ¿Cómo llega al Vaticano?, en medio de una crisis muy profunda, la imagen de la Iglesia está por los suelos con la crisis de pederastia a escala global, con los temas de corrupción y lavado de dinero, vínculos con el crimen organizado en la banca del Vaticano y luchas palaciegas entre la curia y grupos de poder que fracturaron un gran pacto conservador que habían hecho luego del Concilio.

Llega en medio de este contexto con un mandato expreso de los cardenales que lo eligen: reformar la curia y poner orden, es un papa irremediablemente reformador pero con muchísimas resistencias porque los intereses son muy grandes.

Se espera que las reformas cuajen en poco tiempo porque además es un papa viejo que no tiene mucho tiempo, él mismo ha dicho que es un pontificado breve y esperamos esa reforma a la curia, más peso a las conferencias episcopales, mayor colegialidad, tomas de decisiones más colectivas, un espíritu de mayor democracia que no siga un centralismo autoritario, burocrático, como privó en los primeros pontificados, incluso una reforma del papado.

Francisco está desacralizando el papado, lo vemos en una foto con su charola formado para comer o conviviendo con la gente. El hecho de que él mismo diga no quiero ser Francisco I, porque eso es propio de la monarquía y yo soy un obispo servidor. Esos detalles son los que le han dado mucho peso, mucha fuerza, y lo hacen un papa diferente.

holberts-03-14-cartoon

Contra una Iglesia principesca

Francisco advirtió sobre las 15 enfermedades que golpean a la curia: sentirse inmortales, la rivalidad y la vanagloria, el exhibicionismo, entre muchas otras. ¿Esto ha sacudido las estructuras del Vaticano?, o como dicen, “¡bah, es el papa argentino!”

El hecho de plantear reformas es afectar intereses de una curia que de manera longeva se ha llenado de privilegios, de estilos de vida prácticamente principescos, y el papa plantea no una Iglesia monárquica, autoritaria, centralista, sino una Iglesia que sirva a la sociedad, sensible a los grandes problemas de la gente común y corriente, que se vincule a ella. Cuando dice, quiero pastores con olor a oveja, ¡sí!, pero las ovejas huelen a estiércol, ¡pues a eso quiero que huelan!, no a perfumes sofisticados y rancios.

En ese sentido, Francisco enfrenta muchísimas resistencias de la curia, que no quiere perder privilegios. No hablamos de privilegios de nominación, de títulos, no; de dineros, los libros Avarizia de Emiliano Fittipaldi o Vía crucis de Gianluigi Nuzzi, los ponen en evidencia, porque en documentos internos demuestran a qué grado ha llegado la corrupción en la curia, monseñores que gastan más de 700 mil euros en un trimestre. Lo gastan en viajes de primera clase, en ropa de marca, en grandes festines con vinos sofisticados; otros se mandan a hacer piscinas en sus casas con más de 700 metros en un cuarto piso y no con su dinero o una herencia sino con dinero de un orfanato de niños con discapacidad.

Estas cuestiones han conmovido mucho a la sociedad italiana, muy adepta a esta curia que se aferra a estos privilegios, por lo tanto, para muchos, la vida de Francisco corre peligro.

¿Qué se va a encontrar en la Iglesia de México?, ¿una Iglesia proclive a los perfumes, al exhibicionismo y muy conservadora?

La Iglesia mexicana es una de las más conservadoras en América Latina, que a partir de las reformas al artículo 130 promovidas por el presidente Carlos Salinas de Gortari ha formado parte de la gobernabilidad de este país. Una Iglesia que ha ido perdiendo feligresía, celo apostólico y que, cuando vino el papa en 1979, el número de católicos rebasaba el 95%; hoy está en el 83% de acuerdo con cifras oficiales del INEGI; otros sondeos hechos por universidades como Georgetown señalan que, de cada 10 encuestados, seis se declararon católicos.

Las cifras pueden variar entre 60 a 83% de católicos en este país, de todas maneras es una cantidad fuerte en toda América Latina, pero en México también habla de que algo están haciendo mal los obispos. En este censo oficial, mientras los católicos del año 2000 al 2010 cayeron en 4% como cifra promedio, en la Ciudad de México casi llega a 10%; eso habla que esta Iglesia ha entrado en una peligrosa zona de confort, se ha convertido más en un actor político social, que en un actor religioso espiritual.

El papa viene a sacudir la Iglesia mexicana para recuperar parte de la esencia de la reforma que plantea, que es que sean pastores de verdad. Viene a proponer que la Iglesia recupere su capacidad misionera, ese tema lo tocará en Ecatepec, la misión continental, la Iglesia en estado de alerta, que no siga adormecida y que sea más sensible, eficaz. Es una Iglesia también que ha sufrido los embates de la violencia, tan sólo en el actual sexenio van 10 curas asesinados, ser cura es peligroso en este país. Frente a eso, la jerarquía de la Iglesia católica mexicana ha hecho nada o casi nada porque no quiere incomodar al poder.

Francisco muy sensible con aquellos que sufren

Francisco muy sensible con aquellos que sufren

Expectación por lo que viene a decir

Aquí se va a encontrar una lista enorme de problemas, como la pederastia y un país agraviado por las desapariciones, abusos.

Hay mucha expectativa en los discursos que dará el papa Francisco, porque México es un país herido con graves problemas de violencia, inseguridad, de empleo y, en algunos casos, con sectores muy deprimidos, no sólo en el sentido económico, sino emocionalmente, con problemas para afrontar su vida, a jóvenes que les falta empleo, mujeres que son maltratadas, asesinadas.

Esto plantea que venga alguien de fuera, con este peso, a recordarnos estos temas; crea mucha preocupación en la clase política, en el gobierno, e incluso en la jerarquía que no quiere que el papa venga a leerles la cartilla. El nuncio ha declarado que Francisco no viene a resolver los problemas de México con discursos, sino viene a dar un mensaje de misericordia.

Están creándose muchas expectativas en lo que va a decir, en lo que debe decir y en lo que debe callar. Va a ser una visita donde las expectativas están en diferentes niveles, los que apuntan al tema de pederastas, éste no está en la agenda, temas como las mujeres o las víctimas de abuso sexual de Marcial Maciel, tampoco lo están; en el tema de Ayotzinapa, por un lado el nuncio y los organizadores dicen que no va a haber visitas especiales, y el cardenal de Guadalajara, Francisco Robles, dice que sí va a estar con los padres; decían que no iba a ir a la tumba de Samuel Ruíz, y sí va a ir a la tumba del obispo.

Para muchos, el arribo del papa, sobre todo para los críticos, va a ser como una plataforma de reproches, de críticas; nuevamente un debate sobre lo que tiene que hacer la clase política para recuperar un rumbo prácticamente perdido; otros quieren tranquilizar y decir que no va a venir a leer la cartilla ni al país, ni a la Iglesia, sino a traer paz, misericordia, amor. Otros planteamos que el papa no va a venir a amarrar navajas, no va a venir a tirarse a matar, porque no es su estilo, pero sí va a hacer planteamientos de fondo, serios, sobre lo que él percibe en esta lógica de justicia social, de exclusión, de pobreza; ¿por qué?, porque Francisco dejaría de serlo si no aborda estos temas, y él sabe muy bien el peso que tiene su voz en México.

¿Qué visión tiene de México?

No desconoce el país, y tan lo conoce bien que en un twitter personal a un amigo habló de evitar “mexicanización”—refiriéndose al avance del narcotráfico en Argentina—, eso significa que está atento, que está bien informado con lo que está pasando en nuestro país, de tal suerte que es como una moneda en el aire.

Vamos a ver realmente si Francisco es Francisco en México, porque hubo muchos reproches de su visita a Cuba y el papa recuperó su condición cuando fue a Estados Unidos y tuvo planteamientos serios, firmes, o si Francisco va a tener demasiadas mediaciones y muchas ataduras, eso va a ser muy interesante, yo como especialista, ya me estoy relamiendo los bigotes.

 

Anuncios

Etiquetas: , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: